Biden y Trump tuvieron su primer debate presidencial en CNN - Radio
Síguenos en

Actualidad

Biden y Trump tuvieron su primer debate presidencial en CNN

El debate inició con la evidente distancia entre los dos candidatos, que no se dieron la mano antes de comenzar a exponer sus propuestas.

Publicado

on

Photo: AFP

En los estudios de la cadena CNN en Atlanta, Georgia, se llevó a cabo el primer debate presidencial entre Joe Biden y Donald Trump, una cita que claramente influirá en las elecciones de Estados Unidos.

Los dos candidatos de más edad de la historia estadounidense –Biden tiene 81 años y Trump 78– expusieron sus posturas sobre la inflación, el aborto, la migración, las guerras en Ucrania y la Franja de Gaza; el asalto al Capitolio, el cambio climático y hasta la edad, sin interrumpirse –porque los micrófonos estuvieron silenciados cuando no tenían la palabra– durante 90 minutos.

El debate inició con la evidente distancia entre los dos candidatos, que no se dieron la mano antes de comenzar a exponer sus propuestas.

El aumento de precios fue el primer asunto sobre el que fueron interrogados ambos candidatos, uno de los principales temas de preocupación para los votantes estadounidenses.

Biden inició defendiendo sus decisiones en esa materia argumentando que encontró las finanzas del país en el peor estado tras el mandato de Trump, que no dudó en atacar a su adversario, asegurando que la inflación está “matando a nuestro país”.

“No ha hecho un buen trabajo. Ha hecho un mal trabajo. Y la inflación está matando a nuestro país. Nos está matando absolutamente”, dijo Trump.

Los candidatos también hablaron de salud y en ese punto, profundizaron en el tema del aborto y la decisión de la Corte Suprema en 2022 de anular Roe v. Wade, que había consagrado el derecho de las mujeres a interrumpir su embarazo como ley federal durante casi medio siglo.

Su papel para frenar el acceso al aborto en el país fue “algo terrible”, le dijo el presidente al magnate después de que este se jactara de haber nombrado a jueces de la Corte que ayudaron a anular este derecho.

Biden se mostró a favor del aborto, pero sin definir bajo qué parámetros, mientras que Trump aseguró que la decisión debería recaer en cada estado: “Es el voto del pueblo”.

“Creo en las excepciones en los casos de violación, de incesto” y cuando está en peligro “la vida de la madre”, añadió. En medio de este intercambio tenso, Biden le soltó a su rival: “Tú eres el imbécil, eres el perdedor”.

Los candidatos hablaron rápidamente de la migración, un tema clave en la elección. Trump se dedicó a criticar las políticas de Biden y lo que sucede en la frontera con México. El magnate acusó al actual presidente de abrir esa frontera y de convertir al país en un “nido de ratas”.

“Me encantaría preguntarle por qué permitió que millones de personas vinieran aquí, desde prisiones, cárceles e instituciones mentales, para venir a nuestro país y destruirlo”, declaró Trump.

“La situación en la frontera ha resultado en numerosas muertes y crímenes cometidos por inmigrantes ilegales”, añadió. Mencionó, además, un caso reciente de asesinato en Texas, donde dos inmigrantes fueron acusados de la muerte de una niña de 12 años.

Decir que Estados Unidos abre los brazos a los migrantes que entran ilegalmente en el país “sencillamente no es verdad”, replicó Biden. “No hay datos que respalden lo que dijo. Una vez más, está exagerando. Está mintiendo”, insistió.

Biden también se fue contra su rival refiriéndose a su condena. “La única persona en este escenario que es un delincuente convicto es este hombre al que estoy mirando ahora mismo”, le dijo el presidente a Trump.

El comentario se produjo después de un intercambio de opiniones entre los candidatos sobre el asalto al Capitolio el 6 de enero de 2021. Al respecto, Biden sostuvo que “no hubo ningún esfuerzo” por parte de Trump para detener los disturbios ese día. El republicano insistió en que siempre hizo llamados a la manifestación pacífica.

De hecho, cuando le preguntaron que si aceptaría el resultado de las elecciones de noviembre, cualquiera que fuera, Trump sostuvo que la violencia durante las elecciones presidenciales sería “totalmente inaceptable”, pero también declinó aceptar incondicionalmente los resultados.

El cambio climático

En cuanto a la lucha por el cambio climático, Biden rechazó lo dicho por Trump de que tomó medidas para combatir la crisis. El magnate dijo que quiere “agua limpia absolutamente inmaculada” y “aire absolutamente limpio” como “lo tuvimos”.

Biden, le respondió: “No sé dónde diablos ha estado”. “¿Afirma haber hecho algo para tener el agua más limpia? ¿El agua más limpia? No tenía nada que ver con el medio ambiente”, agregó.

La edad, otro tema relevante

La edad del actual presidente se ha convertido en un tema relevante en la campaña. De hecho, en el debate se le notó con poca energía, algo que confirmó su equipo tras revelar que el mandatario tenía un resfriado.

Cuando le preguntaron por su edad, Biden mencionó que su oponente es solo unos años más joven que él, “pero mucho menos competente”.

“En primer lugar”, dijo Biden, “pasé la mitad de mi carrera siendo criticado por ser la persona más joven en política… y ahora soy el más viejo”.

“Este tipo es tres años más joven, pero mucho menos competente”, expresó el demócrata, haciendo un llamado a los votantes a “simplemente mirar el historial, lo que he hecho”.

Ante la misma pregunta, Trump aseguró que se ha hecho dos pruebas cognitivas y retó a Biden a hacerse una prueba. “Bueno, hice dos pruebas, pruebas cognitivas. Las superé, ambas, como saben, lo hicimos público. Él no hizo ninguna. Me gustaría verlo hacer una, solo una, una muy fácil, como responder las primeras cinco preguntas”, dijo Trump.

Fue primera vez que un debate se organiza tan pronto, a más de cuatro meses de la elección y sin que los candidatos hayan sido oficialmente designados por sus respectivos partidos. El 10 de septiembre habrá un segundo debate en la cadena ABC, a dos meses de las elecciones.

Sigue leyendo

Actualidad

Victimas hacen reclamos ante libertad de Salvatore Mancuso

Luego de la llegada de Mancuso al país en febrero de 2024 tras purgar su condena por narcotráfico en Estados Unidos, hubo muchas decisiones judiciales sobre su libertad.

Publicado

on

Photo: Colprensa

Tras conocerse la liberación del exjefe paramilitar Salvatore Mancuso, las organizaciones de víctimas se han pronunciando para solicitarle compromisos con la verdad y la reparación de estas.

Según trascendió, el histórico jefe de las Autodefensas Unidas de Colombia quedó libre luego de que se dictaminara que ya había cumplido su pena impuesta durante el proceso de Justicia y Paz, al que se acogió tras la desmovilización de las AUC.

Luego de cumplir sus obligaciones judiciales bajo Justicia y Paz, Mancuso ahora ostenta la figura de gestor de paz, por designación del presidente Gustavo Petro a través de una resolución que expidió en agosto de 2023, a la vez que fue admitido en la Jurisdicción Especial para la Paz JEP.

A raíz de esta situación, habitantes del Urabá Antioqueño, Córdoba, Montes de María y de pueblos a la orilla de los ríos Magdalena y Sinú han expresado su deseo de que Mancuso ahonde en la verdad que hay tras delitos como masacres, desplazamientos forzados y despojo de tierra del que fueron víctimas.

“Mancuso ya pagó su condena en Justicia y Paz. Pero las víctimas siguen esperando más verdad. Que él confiese todos esos hechos realizados –en connivencia con otros grupos armados y con empresarios– cuando estuvo con las autodefensas”, apuntó Nora Saldarriaga directora de la Fundación Forjando Futuros.

Saldarriaga también señaló que las organizaciones de la sociedad civil le reclaman al exjefe paramilitar que, si va a estar en la JEP aporte a la verdad y la justicia.

“Y por supuesto que se le den las garantías para que ayude al esclarecimiento de hechos tan importantes como la ubicación de las fosas y en donde están los desaparecidos, para que las víctimas puedan ser reparadas, puedan conocer los hechos y puedan tener esa verdad y así salir de esta situación tan crítica que sigue sumiendo a los colombianos”, apuntó Saldarriaga.

Luego de la llegada de Mancuso al país en febrero de 2024 tras purgar su condena por narcotráfico en Estados Unidos, hubo muchas decisiones judiciales sobre su libertad. La definitiva la emitió el pasado 4 de marzo una jueza de Justicia y Paz.

En ese momento la magistrada, por petición de la defensa, acumuló todos los procesos que mantenían a Mancuso en La Picota, y profirió fallo a su favor. Sustituyó las 57 medidas de aseguramiento por medidas “no privativas de la libertad”. Además, ordenó al Inpec expedir la debida boleta de salida.

Eso, sin embargo, no fue inmediato. El Inpec se tomó más de dos meses para remitir 31 oficios a los despachos judiciales entre Fiscalías, Juzgados, Tribunal Superior, Unidad Nacional de Lavado de Activos, Justicia Transicional, Derechos Humanos y la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) para que cada uno informara si tenían algún pendiente con el ahora gestor de paz o en su contra proferidas medidas de aseguramiento.

Una vez fueron allegadas todas las respuestas y notificaciones, el Inpec procedió con el trámite de libertad.

Tras su salida de la cárcel, se prevé que Mancuso se radique en la ciudad de Medellín como ordenó la juez que le acumuló los procesos y concedió la libertad.

Eso sí, Mancuso no podrá desplazarse a las zonas donde tuvo injerencia criminal, es decir regiones como Córdoba, Sucre, Bolívar, Atlántico, César, Magdalena, Norte de Santander y La Guajira. Además, de los municipios de San Pedro de Urabá, Necoclí, Ituango, Arboletes y Apartado.

Pese a que hoy es un “gestor de paz”, actualmente Salvatore Mancuso tiene abiertos varios procesos judiciales en diferentes etapas por 65.067 hechos criminales por los que se emitirían 45 sentencias adicionales en su contra, según Justicia y Paz.

La justicia colombiana también lo vincula a múltiples masacres como la de Pichilín en Sucre, la masacre de Tasajera y El Salado en Bolívar, y otras más.

Sigue leyendo

Actualidad

La Armada logra la incautación de una tonelada de marihuana en San Andrés

En total fueron mas de una tonelada de marihuana y dos kilos de cocaína a bordo de una lancha tipo go fast que navegaba de manera rápida y sospechosa por San Andrés.

Publicado

on

Photo: Armada Nacional

Durante el desarrollo de actividades de patrullaje y control marítimo en el departamento del Archipiélago, la Armada de Colombia en una operación multinacional con la Fuerza de Tarea Conjunta Interagencial del Comando Sur de los Estados Unidos – JIATFS, incautó más de una tonelada de marihuana y dos kilogramos de clorhidrato de cocaína, los cuales eran transportados a bordo de una motonave tipo Go Fast que navegaba de forma sospechosa y a gran velocidad aproximadamente a 107 millas náuticas de la isla de San Andrés.

La operación inició al recibir una alerta sobre la presencia de una embarcación sospechosa, momento en el que se desplegó una Unidad Reacción Rápida – URR de la Estación de Guardacostas de San Andrés, que luego de una intensa persecución interceptó la motonave y puso fin a su intención criminal.

Durante la interdicción, los tripulantes de la motonave arrojaron al mar diferentes bultos, que fueron recuperados por personal de Guardacostas. Al interior de la embarcación fueron encontrados cinco tripulantes, tres de nacionalidad nicaragüense y dos costarricenses a bordo de la embarcación.

Posteriormente, los sujetos junto al alijo incautado fueron conducidos al muelle de la Estación de Guardacostas de San Andrés y puestos a disposición de las autoridades competentes por el presunto delito de fabricación, porte y tráfico de estupefacientes.

Efectivos del Cuerpo Técnico de Investigación de la Fiscalía General de la Nación llevaron a cabo la Prueba de Identificación Preliminar Homologada- PIPH, la cual arrojó resultado positivo para 1,1 toneladas de marihuana y dos kilogramos de clorhidrato de cocaína.

Cabe destacar que las sustancias incautadas están avaluadas en el mercado ilegal en más de siete millones de dólares.

Sigue leyendo

Actualidad

Colombia vence a Uruguay 1-0 y es finalista de la Copa América

Colombia se prepara para enfrentar a la campeona del mundo, Argentina, con Lionel Messi incluido. Esta selección colombiana parece no asustarse ante la adversidad; de hecho, parece crecerse ante ella.

Publicado

on

Photo: Conmebol

Un gol de cabeza de Jéfferson Lerma fue suficiente para que Colombia asegurara su pase a la final de la Copa América, dejando en el camino a una dura selección uruguaya. Lo destacable del gol es que llegó por la vía aérea, un terreno en el que históricamente los uruguayos han sido muy fuertes. Esta anotación no solo significó la victoria, sino que demostró la capacidad de Colombia para competir y superar a sus oponentes en su propio terreno fuerte.

El partido tuvo un momento crítico cuando Daniel Muñoz fue expulsado después de caer en la provocación de los uruguayos. Esta situación dejó a Colombia con 10 hombres en un momento crucial del encuentro. Sin embargo, en lugar de acobardarse, el equipo mostró una gran garra y determinación para mantener su ventaja y asegurar la victoria.

El aliento de los hinchas fue un factor fundamental. Luis Díaz, en particular, buscaba constantemente el apoyo de los aficionados, utilizando su energía como combustible para no sentirse inferior. La berraquera colombiana se hizo presente en el campo, demostrando que, en términos de fuerza y determinación, los uruguayos no podrían superar a esta selección.

La actitud de la selección dirigida por Néstor Lorenzo ha demostrado que este equipo no solo juega buen fútbol, sino que también posee hombría, valentía y un profundo sentido de pertenencia. Estas cualidades, junto con el gol de Lerma, llevaron a Colombia a su tercera final de Copa América en toda su historia.

En 1975 llegó a la final pero perdió contra Perú. Sin embargo, en 2001, ganó el título frente a México. Ahora, Colombia se prepara para enfrentar a la campeona del mundo, Argentina, con Lionel Messi incluido. Esta selección colombiana parece no asustarse ante la adversidad; de hecho, parece crecerse ante ella.

El duelo ante Uruguay era la prueba que Colombia necesitaba para consolidarse como un serio candidato al título. Este equipo ha demostrado que no solo juega bonito, sino que también tiene la capacidad de unirse y superar obstáculos, impulsado por el apoyo incondicional de los colombianos.

James Rodríguez, desde el banco, representaba el sufrimiento y la emoción de todos los colombianos. Fue uno de los sacrificados para equilibrar al equipo tras la expulsión de Muñoz, mostrando que todos los jugadores están dispuestos a poner al equipo por encima de sus intereses personales.

Esta selección colombiana no retrocede; avanza con determinación pese a las adversidades. La “Lorenzoneta” sigue su marcha, con o sin frenos, hacia la gloria, y su último obstáculo es Argentina. La final promete ser un duelo épico, y Colombia está lista para enfrentarlo con la misma garra y valentía que ha mostrado hasta ahora.

Sigue leyendo

Trending