Gustavo Petro no sale bien librado en reciente encuesta Invamer - Radio
Síguenos en

Actualidad

Gustavo Petro no sale bien librado en reciente encuesta Invamer

Según la encuesta Invamer, la subida de más de 16 puntos porcentuales en la mala nota al Ejecutivo es apenas la fotografía de la opinión pública entre el 26 y el 29 de mayo.

Publicado

on

Photo: Presidencia de la Republica

Los escándalos en la Casa de Nariño están pegándole duro a la popularidad del presidente Gustavo Petro, al punto que su desaprobación se disparó hasta el 59,4 % en mayo, de acuerdo con la Encuesta Invamer Colombia Opina que se conoció este viernes. Ese mismo ítem, para hacerse a una idea estaba en el 43 % noviembre de 2022.

La subida de más de 16 puntos porcentuales en la mala nota al Ejecutivo es apenas la fotografía de la opinión pública entre el 26 y el 29 de mayo, antes de que se conociera que Marbelys Meza, la exniñera de Laura Sarabia (exjefe de despacho presidencial), fue interceptada ilegalmente desde la Dijín de la Policía. El hecho terminó en la renuncia de esa funcionaria.

Petro tiene una desaprobación del 59,4 % y una aprobación del 33,8 % respecto a su gestión como Presidente, pese a que apenas lleva 10 meses en el Gobierno y a que el nivel de expectativa por el “cambio” que prometió había hecho que la mitad de la población lo calificara bien en los primeros meses en la Presidencia.

El mandatario tiene una alta desaprobación en todas las regiones, entre las que la zona Cafetera y el centro oriente del país son las que le dan la peor nota (65,8% y 64,2%, respectivamente).

En ese sector, que cuenta el departamento de Antioquia, la aprobación raya con el 28 %, una de las cifras más bajas para en los últimos cuatro años (medición que incluye al expresidente Iván Duque).

Lo particular es que la imagen del Presidente marcó esos números en una semana en la que los hechos más coyunturales del país no se centraron en su administración, sino en la búsqueda de los cuatro niños indígenas desaparecidos en el Guaviare y la audiencia de preclusión en el caso que involucra al expresidente Álvaro Uribe Vélez.

En el periodo de recolección de las encuestas apenas entraron dos días desde que estalló el escándalo del “niñeragate”, cuando solo se conocía que Sarabia le había hecho cuatro pruebas de polígrafo a Meza después de que ella resultara implicada en el hurto de un maletín con 7.000 dólares (más de $30 millones).

Entonces, ¿por qué cayó la aprobación del jefe de Estado? El director de la firma Invamer, Martín Orozco, detalló que “su caída se debe a que la gente cree que el país va por mal camino, a que en ningún tema las personas consideran que las cosas van mejorando, sino que va empeorando. Cae en todos los temas y estratos; en resumen, la gente lo que está evaluando es que tenían una expectativa de cambio y no está viendo el cambio”.

La gente cree que el país va mal

Las estadísticas dan cuenta de ese análisis de Orozco. El 70,7 % de los consultados aseguraron que el país va por mal camino, mientras el 23,6 % indica que va por buen camino.

El pesimismo regresó a los niveles en los que estaba antes de las elecciones de 2022 y un dato que muestra la mala lectura del contexto nacional es que hasta en la pandemia, en agosto de 2020, había menos personas que consideraban que la situación estaba mal.

En lo que va del Gobierno Petro apenas se han aplicado dos encuestas de Colombia Opina, una estructura de análisis que es diferente a la Invamer Poll, que se divulga cada dos meses. La que se divulgó este viernes aplicó encuestas en los 32 departamentos y en 57 municipios, tomando veredas, pequeños municipios y ciudades capitales.

Esa muestra permite una fotografía más nacional que la de otros sondeos, con un retrato del cambio en la evaluación al presidente Petro desde que llevaba 100 días en el poder y hasta ahora que suma diez meses en Palacio.

De ahí que se pueda hablar de un pesimismo en el que la economía, el desempleo y el costo de vida (31,6 %) está siendo el principal problema para los colombianos, sumado a la inseguridad (17,6 %) y la corrupción (15,5%).

Andrés Segura, consultor político de la firma Ennoia, puntualiza que “la imagen del presidente regresó a los niveles de desaprobación que tenía antes de la contienda electoral de 2022, lo que muestra que la cercanía que logró con quienes tienen posiciones moderadas en campaña, alrededor de la idea de cambio, no se consolidó, y hoy el grupo que siempre que siempre han tenido simpatía con él”.

Llama la atención que mientas la nota al mandatario retrocede, la de varias instituciones mejora. La opinión favorable de las Fuerzas Militares (del 68,6 % al 71,5 %), de la Policía (del 58,3 % al 60,2 %), la Fiscalía (del 44,6 % al 49,7 %) y la Procuraduría (del 44,8 % al 45,3 %) ascendió y las dos últimas son instituciones con las que el jefe de Estado ha protagonizado discordias.

Un análisis que puede hacerse de esos números, dice Orozco, es que “ante la desaprobación de la gente hacia Petro las personas se están sintiendo más protegidas por las instituciones”.

La Procuraduría está investigando a congresistas clave para el Pacto Histórico, como el senador Wilson Airas, y la Fiscalía es la que tiene a su cargo la pesquisa sobre los dineros de un exnarco que habría recibido el hijo del presidente, Nicolás Petro. Entre tanto, los resultados de esos folios y el desarrollo que tenga la imagen del presidente solo podrá determinarse con el tiempo.

Más de la mitad de los colombianos desaprueban la forma en la que Francia Márquez se ha desempeñado como vicepresidenta. La desarpobación de la segunda cabeza del Gobierno se ubicó en 59,9 % durante mayo, mientras que la aprobación apenas fue del 27,9 %.

Más de la mitad de los encuestados en todos los rangos de edades y estratos sociales le dan una mala nota a la funcionaria y ese patrón se repite en cuatro de las cinco regiones que mide la encuesta.

Ni siquiera en el Sur Occidente del país, donde están Cauca –en donde forjó su carrera política– y Valle del Cauca –en donde está radicada– la vicepresidenta tuvo buena nota: el 54,6 % desaprueban su labor y solo 32 % la aprueban.

La única zona en la que recibió una calificación aceptable fue en el Caribe, donde la desaprobación solo llega al 48,1 % y la aprobación se ubica en el 37,8 %. Sin embargo, la imagen de la vicepresidenta es 0,5 % más negativa que la de Petro.

Ese retrato de la opinión pública se tomó cuando la funcionaria llegó de su gira por África, el que hasta el momento se ha presentado como una de sus principales gestiones después de la creación del Ministerio de la Igualdad, pero que parece ser insuficiente para que mejore su imagen ante la ciudadanía.

Los escándalos en la Casa de Nariño están pegándole duro a la popularidad del presidente Gustavo Petro, al punto que su desaprobación se disparó hasta el 59,4 % en mayo, de acuerdo con la Encuesta Invamer Colombia Opina que se conoció este viernes. Ese mismo ítem, para hacerse a una idea estaba en el 43 % noviembre de 2022.

La subida de más de 16 puntos porcentuales en la mala nota al Ejecutivo es apenas la fotografía de la opinión pública entre el 26 y el 29 de mayo, antes de que se conociera que Marbelys Meza, la exniñera de Laura Sarabia (exjefe de despacho presidencial), fue interceptada ilegalmente desde la Dijín de la Policía. El hecho terminó en la renuncia de esa funcionaria.

Petro tiene una desaprobación del 59,4 % y una aprobación del 33,8 % respecto a su gestión como Presidente, pese a que apenas lleva 10 meses en el Gobierno y a que el nivel de expectativa por el “cambio” que prometió había hecho que la mitad de la población lo calificara bien en los primeros meses en la Presidencia.

El mandatario tiene una alta desaprobación en todas las regiones, entre las que la zona Cafetera y el centro oriente del país son las que le dan la peor nota (65,8% y 64,2%, respectivamente).

En ese sector, que cuenta el departamento de Antioquia, la aprobación raya con el 28 %, una de las cifras más bajas para en los últimos cuatro años (medición que incluye al expresidente Iván Duque).

Lo particular es que la imagen del Presidente marcó esos números en una semana en la que los hechos más coyunturales del país no se centraron en su administración, sino en la búsqueda de los cuatro niños indígenas desaparecidos en el Guaviare y la audiencia de preclusión en el caso que involucra al expresidente Álvaro Uribe Vélez.

En el periodo de recolección de las encuestas apenas entraron dos días desde que estalló el escándalo del “niñeragate”, cuando solo se conocía que Sarabia le había hecho cuatro pruebas de polígrafo a Meza después de que ella resultara implicada en el hurto de un maletín con 7.000 dólares (más de $30 millones).

Entonces, ¿por qué cayó la aprobación del jefe de Estado? El director de la firma Invamer, Martín Orozco, detalló que “su caída se debe a que la gente cree que el país va por mal camino, a que en ningún tema las personas consideran que las cosas van mejorando, sino que va empeorando. Cae en todos los temas y estratos; en resumen, la gente lo que está evaluando es que tenían una expectativa de cambio y no está viendo el cambio”.

La gente cree que el país va mal

Las estadísticas dan cuenta de ese análisis de Orozco. El 70,7 % de los consultados aseguraron que el país va por mal camino, mientras el 23,6 % indica que va por buen camino.

El pesimismo regresó a los niveles en los que estaba antes de las elecciones de 2022 y un dato que muestra la mala lectura del contexto nacional es que hasta en la pandemia, en agosto de 2020, había menos personas que consideraban que la situación estaba mal.

En lo que va del Gobierno Petro apenas se han aplicado dos encuestas de Colombia Opina, una estructura de análisis que es diferente a la Invamer Poll, que se divulga cada dos meses. La que se divulgó este viernes aplicó encuestas en los 32 departamentos y en 57 municipios, tomando veredas, pequeños municipios y ciudades capitales.

Esa muestra permite una fotografía más nacional que la de otros sondeos, con un retrato del cambio en la evaluación al presidente Petro desde que llevaba 100 días en el poder y hasta ahora que suma diez meses en Palacio.

De ahí que se pueda hablar de un pesimismo en el que la economía, el desempleo y el costo de vida (31,6 %) está siendo el principal problema para los colombianos, sumado a la inseguridad (17,6 %) y la corrupción (15,5%).

Andrés Segura, consultor político de la firma Ennoia, puntualiza que “la imagen del presidente regresó a los niveles de desaprobación que tenía antes de la contienda electoral de 2022, lo que muestra que la cercanía que logró con quienes tienen posiciones moderadas en campaña, alrededor de la idea de cambio, no se consolidó, y hoy el grupo que siempre que siempre han tenido simpatía con él”.

Llama la atención que mientas la nota al mandatario retrocede, la de varias instituciones mejora. La opinión favorable de las Fuerzas Militares (del 68,6 % al 71,5 %), de la Policía (del 58,3 % al 60,2 %), la Fiscalía (del 44,6 % al 49,7 %) y la Procuraduría (del 44,8 % al 45,3 %) ascendió y las dos últimas son instituciones con las que el jefe de Estado ha protagonizado discordias.

Un análisis que puede hacerse de esos números, dice Orozco, es que “ante la desaprobación de la gente hacia Petro las personas se están sintiendo más protegidas por las instituciones”.

La Procuraduría está investigando a congresistas clave para el Pacto Histórico, como el senador Wilson Airas, y la Fiscalía es la que tiene a su cargo la pesquisa sobre los dineros de un exnarco que habría recibido el hijo del presidente, Nicolás Petro. Entre tanto, los resultados de esos folios y el desarrollo que tenga la imagen del presidente solo podrá determinarse con el tiempo.

Más de la mitad de los colombianos desaprueban la forma en la que Francia Márquez se ha desempeñado como vicepresidenta. La desarpobación de la segunda cabeza del Gobierno se ubicó en 59,9 % durante mayo, mientras que la aprobación apenas fue del 27,9 %.

Más de la mitad de los encuestados en todos los rangos de edades y estratos sociales le dan una mala nota a la funcionaria y ese patrón se repite en cuatro de las cinco regiones que mide la encuesta.

Ni siquiera en el Sur Occidente del país, donde están Cauca –en donde forjó su carrera política– y Valle del Cauca –en donde está radicada– la vicepresidenta tuvo buena nota: el 54,6 % desaprueban su labor y solo 32 % la aprueban.

La única zona en la que recibió una calificación aceptable fue en el Caribe, donde la desaprobación solo llega al 48,1 % y la aprobación se ubica en el 37,8 %. Sin embargo, la imagen de la vicepresidenta es 0,5 % más negativa que la de Petro.

Ese retrato de la opinión pública se tomó cuando la funcionaria llegó de su gira por África, el que hasta el momento se ha presentado como una de sus principales gestiones después de la creación del Ministerio de la Igualdad, pero que parece ser insuficiente para que mejore su imagen ante la ciudadanía.

Sigue leyendo
Anuncio publicitario

Actualidad

Se cumple la semana del idioma creole en colegios y escuelas de San Andrés

Conferencistas e historiadores que vienen promoviendo la práctica del creole de San Andrés y Providencia han hecho su presencia en los eventos programados por la Gobernación de San Andrés.

Publicado

on

Photo: Gobernación Departamento Archipiélago

En el marco de la semana mundial de las lenguas nativas, San Andrés ha abierto un espacio para celebrar la semana del idioma creole, celebración que viene con una variada programación en colegios y escuelas de la isla.

Conferencistas e historiadores que vienen promoviendo la práctica del idioma nativo de San Andrés y Providencia han hecho su presencia en los eventos programados por la Gobernación de San Andrés para destacar la importancia de la práctica del idioma creole en el archipiélago.

«Es necesario seguir promoviendo la práctica del idioma creole entre los niños y jóvenes para que las futuras generaciones puedan encargarse de conservar el patrimonio mas importante para los isleños», dijo Samuel Robinson Davis, miembro de la academia colombiana de historia.

La Gobernación de San Andrés ha venido publicando en redes sociales y en espacios de congregación pública la programación de los eventos que se extenderán hasta el viernes 23 de febrero, día de celebración de las lenguas nativas en el mundo.

«Lenguas Nativas, protectoras del pensamiento y la memoria de los pueblos» es la frase con la que los Ministerios de Educación y de las Culturas, las Artes y los Saberes invitan a los colombianos a celebrar y participar de la programación preparada para festejar mañana 21 de febrero el Día Internacional de la Legua Materna y el Día de las Lenguas Nativas en Colombia.

El 21 de febrero fue proclamado por la Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura UNESCO, como el día internacional de la lengua materna, a través de la Resolución 30C/DR.35 de noviembre de 1999, que tiene como objetivo promover la diversidad lingüística y cultural.

Asimismo, la Asamblea General de Naciones Unidas ha declarado formalmente el Decenio de las Lenguas Indígenas, (2022-2032) (Ref.: A/74/396, 18 de diciembre de 2019), cuyo objetivo es «llamar la atención sobre la grave pérdida de lenguas indígenas y la necesidad apremiante de conservarlas, revitalizarlas, promoverlas, y de adoptar nuevas medidas urgentes a niveles nacionales e internacionales».

Sigue leyendo

Actualidad

Laura Sarabia vuelve a su cargo en el DAPRE

Según expertos, el viaje de Gustavo Petro y Laura Sarabia marcaba el inicio de una ruta que empezaba a recomponerse con el nombramiento de la funcionaria en el Departamento Administrativo de la Presidencia.

Publicado

on

Photo: Colprensa

Laura Sarabia resurgió con más poder en el Gobierno, estando solo por debajo del mismísimo Gustavo Petro. Después de salir hace casi un año por un escándalo de presunta persecución y maltrato a la niñera de su hijo, volverá a Palacio a dirigir el Departamento Administrativo de Presidencia, puesto que ocupó quien fuera codirector del Partido Verde, Carlos Ramón González, a quien le ganó el pulso con la paciencia de un maratonista.

Sarabia, una mujer que no alcanza los 30 años y que tiene una especialización en marketing político de la Universidad Externado, tendrá en sus manos la responsabilidad de tirarles línea a todos los ministerios, a las entidades centrales y dar las instrucciones del presidente en el Ejecutivo. No se trata de una responsabilidad menor.

La relación entre Sarabia y Petro parecía recomponerse desde que ella acompañó al presidente a Munich, Alemania, a una conferencia de seguridad. El viaje fue un escándalo, pues nadie quedaba al frente del Departamento de Prosperidad Social, una de las entidades más grandes y más importantes en materia de transferencias.

Pero este aterrizaje en pleno a la Casa de Nariño no libera a Sarabia de sus pendientes con la justicia, pues hay que recordar que es investigada por la Procuraduría en el caso del uso irregular de un esquema de seguridad y equipos de polígrafo para hacerle un cuestionario a su exniñera, Marelbys Meza, por la pérdida de un dinero en efectivo en su apartamento del barrio Colina en Bogotá.

El diario El Colombiano de Medellín había anticipado que esta semana habría cambios en el Gobierno; esto tras la renuncia el viernes de la ministra de Deporte, Astrid Bibiana Rodríguez, y el encargo en el Departamento Nacional de Planeación, en donde está Daniel Rojas, que podría quedarse en esa entidad saliendo a su vez de la Sociedad de Activos Especiales.

Lo de Sarabia es un mensaje claro de ratificación de confianza del presidente. Este diario conoció que en el gabinete de ministros hay quienes no están conformes con la decisión, porque aseguran que la profesional en relaciones exteriores tiene poca experiencia en la administración pública, y su hoja de vida está referida mayoritariamente por su paso como asesora del equipo de Armando Benedetti, mientras este era senador.

Benedetti, hoy embajador en la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, le envió una decena de audios a Sarabia en donde amenazó al Gobierno con una implosión por su supuesto conocimiento de hechos no muy santos durante la campaña. “Nos hundimos todos, nos vamos presos, Laura”, decía el funcionario en comprometedores grabaciones por WhatsApp que siguen siendo objeto de investigación por las autoridades.

Por dichos audios Sarabia salió del Gobierno, y en esa decisión también cayó Benedetti, que se desempeñaba como embajador en Venezuela.

La decisión la tomó el presidente Gustavo Petro en junio de 2023, tras reunirse con los dos. Meses después, la funcionaria regresó al alto Gobierno cuando el presidente la nombró directora del DPS, moviendo a Cielo Rusinque, quien hoy es superintendente de Industria y Comercio.

Como directora del DPS, la joven logró reunir al presidente en Cartagena con los dueños de los grupos empresariales más importantes del país, un movimiento que sorprendió a detractores del Gobierno. En la reunión participaron Luis Carlos Sarmiento y Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez, Alejandro Santo Domingo, Carlos Julio Ardila, Carlos Enrique Cavalier y César Caicedo.

De ese encuentro se materializó una inversión de alrededor de 100.000 millones de pesos para La Guajira, en un programa conjunto entre el Gobierno y el Grupo Aval, que para muchos era inimaginable en esta administración. Luego de esa reunión, el mandatario tuvo otra con los representantes del llamado Grupo Empresarial Antioqueño y el grupo Gilinski, así se destrabó el negocio de la compra de la mayoría accionaria de Nutresa.

González al DNI

Con la llegada de Sarabia al Dapre, el diario El Colombiano conoció que el destino de Carlos Ramón González será la Dirección Nacional de Inteligencia, otro fichaje poco esperado fuera del Gobierno.

González llevaba la computadora de palacio para lograr las mayorías en la aprobación de las reformas, lo que no va mal en el Congreso. Ahora estará al frente de una entidad fundamental en inteligencia y que es dirigida por Manuel Casanova, un militante de vieja data del M19.

Con estos cambios, el Gobierno reconfigura su círculo de poder y espera tener mejores resultados en la gestión. Hasta ahora la principal barrera es la ejecución y los escándalos diarios.

El último movimiento que se conoció ayer en la noche fue el de Mauricio Toro, quien renunció al Icetex. El miembro del Partido Verde dijo a este diario que se trató de una decisión personal que estaba considerando desde hacía algún tiempo, porque cree que ya cumplió su ciclo.

Toro tiene una oferta en el sector privado para liderar un proyecto en tecnología. Deja el cargo luego de una campaña de condonación de créditos y reajuste de las tasas para algunos deudores. También tuvo una polémica por nombrar en una dirección a una mujer que trabajó previamente en su UTL.

Sigue leyendo

Actualidad

Delroy Gordon Fox fue elegido como nuevo director de la OCCRE

En la terna de candidatos para dirigir la OCCRE estuvieron aspirando, además de Gordon Fox, la abogada y actual directora Pilar Bryan Manuel y el también abogado Omar Torrijos Bent Vallarino.

Publicado

on

Photo: Gobernación Departamento Archipiélago

Luego de realizada la reunión de la Junta Directiva de la Oficina de Control de Circulación y Residencia de San Andrés y Providencia OCCRE finalmente se eligió, mediante terna de candidatos, al abogado Delroy Gordon Fox como nuevo director de la entidad para el periodo 2024-2025.

El profesional del derecho, quien fuera secretario de Deportes en el gobierno de Everth Hawkins Sjogreen, también ocupó el cargo de Defensor del Pueblo regional durante entre el 2023 y el 2023 destacando su gestión por la defensa de los derechos de los raizales en su lucha por frenar la galopante sobrepoblación existente en la isla.

En la terna de candidatos para dirigir la OCCRE estuvieron aspirando, además de Gordon Fox, la abogada y actual directora Pilar Bryan Manuel y el también abogado Omar Torrijos Bent Vallarino.

La elección del nuevo director estuvo lleno de variantes ya que la misma estuvo programada para el mes de octubre de 2023, siendo aplazada por la Junta Directiva al inicio por razones electorales y posteriormente por inconvenientes relacionados por la posible relación de uno de los representantes raizales con el entonces mandatario seccional Everth Hawkins.

Entre los principales compromisos del funcionario esta el de sacar adelante el plan de medición de capacidad de carga poblacional para el archipiélago, la emisión de tarjetas de residencia pendientes para residentes legales y una lucha frontal contra la corrupción al interior del organismo la cual ha sido denunciada en diferentes espacios de opinión y que le han restado credibilidad y legitimidad a la entidad.

Sigue leyendo

Trending